jueves, 27 de diciembre de 2012

Así fue la navidad 2012



Al final el espíritu navideño me rondó el día 24, estaba de buen humor y repartiendo sonrisas hasta en las filas horribles del supermercado. Además tuvimos una cena preciosa con amigos y los niños estaban felices jugando por toda la casa y luego abriendo los regalos. 




Mími le ofreció aceitunas a su tía a través del skype, se atiborró de chocolates de santa y tomó jugo de uvas hasta reventar, se fue a dormir agotada un par de horas más tarde de lo normal. 

Por la mañana fuimos emocionados a disfrutar de sus ojitos iluminados y su sonrisa enorme mientras descubría las cajas bajo el árbol. Sin duda uno de los momentos más esperados del año. 




Más tarde nos acostamos las dos en el sofá a ver pelis navideñas bajo la manta calentita, pero el papá nos convenció de ir al parque a estrenar la bici. Va entendiendo cómo se maneja, y en línea recta ya lo tiene dominado, ahora falta que aprenda a cruzar, un éxito.



Mími ahora sigue con la fiebre de "Santa" y suelta un Ho! ho! ho! cada vez que ve uno, tiene un radar.

Este es el quinto año que paso estas fechas lejos de mi familia extendida, por lo menos el año pasado vino mi padre y mi hermana. Pero hemos sido afortunados de recibir amigos especiales y de tener a esta pequeña en nuestras vidas para alegrarnos el alma.


sábado, 22 de diciembre de 2012

Felices Fiestas 2012


Con esta tarjeta hecha con amor, por una Mími inspirada (y concentrada) quería desearles unas felices fiestas.

Que tengan momentos dulces y abrazos calentitos, que coman sus comidas favoritas de la época y que sonrían mucho.



Nosotros al final tendremos amigos en casa para la cena de navidad, lo cual me tiene contenta.

Ya los regalos de Santa están escondidos debajo de la cama para dejarlos en el árbol antes de que Mími se despierte el día 25. Estoy súper ansiosa por ver su reacción cuando vea la bicicleta mini (como ella) que le hemos comprado y el conejo comelón que le mando su abuelita desde muy lejos. 

¡Lindas fiestas! 


viernes, 21 de diciembre de 2012

La abuelita

Se ha ido tu bisabuela, la única que tenías viva y que no has podido llegar a conocer. La abuela de tu papá. 

Hoy es uno de esos días en los que duele estar tan lejos de la familia, uno de esos días que nunca quieres que lleguen, los de las malas noticias, los que nos llenan de tristezas y de ganas de poder abrazarnos todos, pero la distancia nos lo impide. 

En días como hoy, se me olvida la compasión por quienes han vuelto mierda nuestro país. En días como hoy no puedo creer que el miedo a la violencia y la inseguridad no nos deje siquiera viajar a casa a despedirnos de los familiares que están malitos... es una situación muy difícil. 

Abuelita, descansa ya, y como dice papá: Luz & Amor. 




martes, 18 de diciembre de 2012

Los virus y nosotras


Hoy tuvimos que ir al hospital porque Miranda tenía audiometría. 

Es terrible ir a consultas de control cuando ella está perfectamente saludable, sobretodo en invierno,  porque siento que se va a traer todos los virus que consiga a su paso. Y ahora que le ha vuelto la costumbre de meterse las manos en la boca es peor. 

No ha tenido ni un solo virus después de la amigdalitis que tuvo los últimos días de septiembre. Ni una sola fiebre, tos, nada. Por supuesto que el hecho de que no vaya al cole ayuda mucho. 

 Ella simplemente iba a que la metieran en una habitación con juguetes para  ver si se volteaba a buscar el origen de varios sonidos. Llegamos a la sala de espera y  me tomó totalmente desprevenida el concierto de toses y flemas diversas (sorry si les arruino la merienda) que había en el lugar, bebés, adultos, niños, todos tosían como perros. 

Enseguida se me encendieron las alarmas de madre paranoica y me puse latosa. Me senté al lado de Mími a intentar impedir que jugara con los juguetes "públicos" de la sala. Fue un trabajo duro. Saqué sus propios lápices, papel, un pocoyó de peluche y un pinguino, también saqué la cara de "pocos amigos" cada vez que los demás niños se acercaban con intención de tocar las cosas de Mími. Lo siento padres, pero ya me tengo que levantar bastante veces en la noche como para agregar mocos o fiebre a la situación.. lo estaba logrando muy bien hasta que llegó un niño con un camión de madera y casi me arruina el plan, pero logré volver a distraerla con algo que nunca falla: pasitas. 

Confieso además que siempre que vamos al hospital parezco un ninja escurriéndome por las puertas sin tocarlas, a veces cedo el paso solo para que me sostengan la puerta, y si toco alguna la parada para usar el desinfectante de las manos es inevitable. Miranda ya lo conoce hace meses, y cuando digo: "Mími manos" ella sin mirar siquiera me las ofrece esperando la espuma limpiadora para después frotarse ambas minuciosamente. Hija de gata caza ratón. 

Mi plan hoy resultó casi perfecto, solo que no tomé en cuenta que los juguetes con los que le harían el análisis también son públicos, y tendrían que ver la reacción de Mími cuando entró en esa habitación.. me tiró el pocoyó sin dudar y se fue corriendo a manosear todos los juguetes nuevos como poseída. 

Esta paranoia me quedó de la época de los intensivos, y he comprobado que funciona. Lavarse las manos constantemente es una de las formas más efectivas de evitar virus. Es mi versión de la burbuja protectora ;) 

El jueves debemos volver al hospital, espero que no pesquemos nada, por lo menos hasta después del cumple de la chiqui! 











lunes, 10 de diciembre de 2012

Navidad 2012


Yo creo que antes disfrutaba la navidad. Por lo menos la parte en la que comía como bestia (y no era yo la que debía cocinar) y me reía con mi hermana y mis primos en la mesa. Nos dormíamos tarde bailando el éxito del momento, patinando sobre el suelo pulido de casa de nuestra abuela y tomando coca cola a barra libre. 



Ahora, como les contaba el año pasado, desde que estoy lejos de toda mi familia  bien podría ser la Sra. Grinch,y ya no tiene mucho sentido el asunto navideño para mi; y ya ni hablemos de la parte religiosa, que si a profundizar vamos es de donde proviene todo este ritual... Pero bueno, estoy tratando de hacer un esfuerzo para que Mími tenga la oportunidad de disfrutarla, a su manera, como a ella le toca,  con una familia chiquitita, sin primos corriendo en casa de la abuela ni iglesias, pero por lo menos con luces y adornos que le roban sonrisas, con comida deliciosa y paseos divertidos. 



Lo que quiero que esta pequeña familia celebre en estas fechas no son nacimientos o historias, sino que estamos juntos, que termina un año más, que disfrutamos sus cosas buenas y sobrevivimos a las malas, que celebremos la vida comiendo, paseando, compartiendo con los amigos,  sonriendo a todo el  mundo y dando gracias los unos a los otros. 



En fin, la casa ya está lista ¿para qué? pues mira.. no sé muy bien, supongo que para abrir los regalos de Mími, que por cierto ya van dos años casi y aun no decido si se los traerá Santa, el hada, los padres consentidores, el ratón Perez o qué rayos.. me queda este año que viene para ir analizando sus actitudes y tomar una decisión. 





De lo que sí estoy segurísima, es de que diciembre es una gran excusa para hacer manualidades y para cocinar cosas deliciosas todos los días.



Nada mal estos adornos caseros para una amargadilla navideña eh?.. me puse intensa esta semana que pasó, hice adornos de fieltro para el árbol, el pie de árbol y banderines; tengo heriditas en los dedos de tantas manualidades,  así que espero que todo sobreviva por lo menos dos años más.  

Y yo no fui la única que hizo cosas, la chiqui pintó unas postales para sus amigos, y puso pegatinas de Santa y los renos en la ventana.

¡Y listo, en dos semanas ya no quiero nada verde y rojo en mi casa! ;)


domingo, 9 de diciembre de 2012

La pesadilla de los lugares para fiestas

Este año queremos que la fiesta de cumpleaños de Miranda sea fuera de casa, por falta de espacio y porque ya pasa bastante tiempo aquí. 

Buscar un lugar decente donde hacer la fiesta ha sido una pesadilla, sobretodo porque es invierno, así que un precioso picnic al aire libre queda descartado. 

Desde JUNIO tengo un lugar reservado, porque soy muy precavida (bordeando lo histérica) y porque me gusta planificar todo con tiempo para saber cómo ahorrar dinero y tener todas las ideas claras en mi cabeza. Pues, parece que este margen de tiempo no ha sido suficiente, porque hoy 9 de diciembre aun estoy esperando que me envíen el menú de la fiesta a mi correo.... dos veces he llamado esta semana para recordárselo a la gerente del lugar. 

Decidí tener una segunda opción y me puse a investigar profundamente el mercado de las fiestas infantiles en Portugal,  terminé deprimida. Todo lo que veo funciona al estilo Mcdonalds, osea, como diría mi marido: te tratan como a ciudadano de segunda. 

Los espacios son feos, sin luz, con cosas de plástico de mal gusto por todos lados y muchas veces súper usados. Las personas que se encargan de animar las fiestas evidentemente no tienen hijos, porque no tienen ni idea, yo no les pago ni 1 euro. 

La comida.... my goodness... esto es lo peor, frituras ya frías, refrescos y zumos artificiales.. ni que sea un cumpleaños es excusa para darle a un niño pequeño tanta porquería. Aquí pego el menú clásico que me ofrecen en todas partes: 

"Sanduíches com pasta de queijo
Sanduíches com pasta de fiambre
Quadrados de bolo de laranja
ou
Quadrados de bolo de chocolate
Copinhos com gelatina
Pipocas
Batatas fritas
Sumo de Laranja (concentrado)
Ice tea "

.. Y eso por precios ridículos. 

La semana pasada encontré un lugar maravilloso, mis ojos no creían lo que veían, una cabañita de madera muy sencilla, y actividades en la naturaleza,  en medio de un jardín botánico precioso. Justo lo que nos gusta. Pues, solo por la animación de la fiesta (son 6 niños) quieren cobrarnos 190 euros, y por el alquiler de la casita 130. Es decir, 320 euros, sin incluir comida de ningún tipo claro. Absurdo. 

A ver, que puedo sonar como una hater total, pero de verdad lo que pido no es tanto: un espacio con luz natural y agradable, un precio razonable y un menú en el que por lo menos pueda cambiar las gelatinas por ensalada de frutas y el jugo de mentira por uno real.

¿Es muy complicado? si voy a pagar entre 10 y 15 euros por persona creo que es lo mínimo que pueden ofrecerme, a cambio se pueden quedar a sus animadoras que cantan canciones de mininos apaleados guardaditas en casa, y la pasta de jamón que se la den al gato. 







miércoles, 5 de diciembre de 2012

23 meses


Qué emoción, ya solo falta un mes para la fecha más esperada del año para mi: el cumple de Miranda. 

Hoy cumple 23 meses, y desde esta mañana, como cada día, la observo buscando señales de que crece, y no es difícil encontrarlas, esta niña cada día aprende algo nuevo, inventa nuevos juegos y me hace sonreír por cosas diferentes. 

Este mes que pasó, sin duda lo que más se ha destacado son los juegos. Desde que abre los ojos comienza a jugar, primero a mi lado en la cama, me hace caras graciosas, me dice hola hola hola hola sonriendo hasta que comienzo a reír y abro los ojos. Luego se va a su habitación y la escucho desde la cama como le da voz y efectos sonoros a sus juguetes. (sí sí, yo  me tomo mis "10" minutitos más ) 

Tuvimos una época de orden en la que los juguetes se mantenían mas o menos en su sitio, pero ahora ha comenzado la verdadera avalancha por toda la casa, pero para mi grata sorpresa, muchas veces Mími los recoge y los lleva a su sitio. Otras tengo que pedírselo, y muchas otras ya me toca a mi. 

Estoy contenta porque las cosas relacionadas a la socialización han mejorado, y en parte también porque he aceptado que así es mi niña, que a veces está de humor para las demás personas, y otras no, y no puedo decir nada, porque yo soy igual. 

La fisiatra me ha dicho en relación a esto y al hecho de que no le gusten algunas texturas que "ella ha nacido muy prematura" y que por eso debo ser muy paciente con estas cosas. Me hubiese gustado en vez de escuchar eso, que ya lo sé, recibir más herramientas para ayudarle, pero bueno, ya me busco yo la vida. 

Todavía vamos al parque y algunas veces volvemos a casa sin que ella haya querido ni mirar a los amigos, otras ha terminado por lo menos ofreciéndoles sus jugutes, lo cual para mi ya es un gesto muy valioso. 

Con las visitas que vienen a casa las cosas sí que han mejorado muchísimo. Ya no llora cuando vienen personas a visitarnos, puede que se muestre un poco desconfiada al principio, pero como yo le digo a los amigos " piénsalo bien antes de darle confianza" porque una vez que se siente cómoda no les suelta, quiere llevarles a jugar, les muestra todos sus juguetes, regala abrazos y cariños. 

Está muy participativa y observadora, vamos al mercado y va conversando, diciendo en voz alta el nombre de las cosas que conoce, señala, pide, mete cosas al carro, y bueno, siempre tengo que comprarle unos panecillos rellenos de queso que me pide cada vez que ponemos un pie en el supermercado de nuestro barrio. Una niña de costumbres pues. 

Su vocabulario.. aquí me he llevado una sorpresita.. resulta que la niña aun no dice bien mamá, dice mapa o mapapa, pero.. ya dice bien clarito: Ipad. Gracias. 

Otras palabras nuevas o que ya decía y ahora ha modificado: Apa (jirafa), late (leche), áca (casa), vaca,  aagua (paraguas) neña (niña) auma (luna) asa (gracias) ama (manzana). 

Todo el tiempo dice "oh oh" , cuando se le cae algo, cuando tropieza, cuando me molesto, cuando no encuentra algo. 

Me mata de risa cuando me demuestra que me está observando bien de cerca y que está aprendiendo lo que ve, busca una esponja y comienza a limpiar todo, paredes, puertas, muebles.. agarra su escobita y "barre" TODA la casa, incluso la pasa por debajo de los muebles.. yo me parto de risa, le digo que muchas gracias y luego la coloca en una esquinita de la cocina, tal cual como yo hago. 

Ahora mismo la escucho "leyéndole" a su padre el libro de Peppa pig, diciendo "oh oh" cada vez que se encuentra con una hoja que está dañada, y seguramente debe estar señalando cada cosa esperando que  le digan  el nombre en voz alta automáticamente, al mejor estilo aplicación del "aipa". 

En unos minutos estará casi dormida, hasta que después de mi baño mágico regenerador, entro en la habitación y salta como si se le repusieran las baterías, y entonces comienza todo de nuevo, el libro de Peppa, las canciones, besos, abrazos y a dormir los tres con nuestras sonrisas. 

lunes, 3 de diciembre de 2012

Las torturas


En el último  par de meses nos hemos convertido en unas bestias torturadoras, pasó sin darnos cuenta, pero ha llegado el momento en el que Miranda se ha hartado y se niega a seguir soportándolo. 

Hemos estudiado sus requerimientos y he hecho una lista de las torturas con las que según ella,  deberíamos dejar de castigarle ahora mismo:

Lavarle el pelo: Esto es grave. Los gritos que esta salvajada le producen se escuchan absolutamente en toda la cuadra.

Vestirla: Tenemos que ser unas bestias para pensar que ella quiere estar vestida, ni que sea invierno es una excusa valida. Incluye calcetines. 

Cambiarle el pañal: Así nos mantenemos en forma los torturadores, corriendo detrás de ella para cometer este acto atroz. 

Pedirle que coma: Si tenía la mínima intención de hacerlo, olvídala, después de que se lo pides se siente tan atacada que ese grano de arroz no va a parar en otro lado que el suelo. 

Peinarla: Si hablara más dijera ¿Es una joda no? cada vez que me ve acercarme con el peine en la mano. 

Limpiarle las orejas: Next! no llevas chance. 

Apagar la tele: Hay que ser bien h1*#@¬€7$4 para hacerla sufrir así.. bruja! 

Ponerle protector solar: No sé, estamos en el 2012 ¿no pueden inventar uno que se disuelva en la leche?

Quitarle el Ipad: Nada de lo que hagamos puede ser tan cruel y despiadado como esto, puede desencadenar la peor batalla familiar registrada. 

Están aun en proceso de evaluación: Cortarle las uñas y servirle solo dos onzas de jugo.

Estoy segura de que no somos los únicos torturadores, ahora que estamos en esta época del año, vale la pena que reflexionemos un poco.. 





sábado, 1 de diciembre de 2012

Mi vida recomenzó, otra vez

Hoy el blog cumple dos años, quería hacer algo especial como un sorteo o algo por el estilo, pero la verdad es que llevo un par de semanas encerrada en casa nerviosa, muy nerviosa.

Esta entrada va a ser larga y aburrida, están avisados, pero es que tengo que dejar esto por escrito, porque de verdad siento que mi vida se detuvo por 4 días.

¿Se acuerdan de el dolor de el que les hablaba aqui y aquí? sí, ese dolor comenzó pocos meses después de la cesárea e histerectomía,  y aun lo tengo.

A veces, como hoy, estoy bien, no me molesta a menos que intente algunas posturas poco usuales como las del yoga o las que me gustan para dormir y ya no puedo usar. Otras veces no quiero salir de casa, me pongo triste y de mal humor, cualquier esfuerzo que hago me causa mucha molestia y hasta he tenido que dejar de llevar a Mími en la mochila.

A todas estas, no crean que he estado sentada en mi casa esperando una revelación mágica que me diga lo que es, no, he estado haciéndome ecografías de varios tipos y esperando procesos burocráticos varios para ir de médico en médico.

Pocos resultados he tenido, y cansada de todo finalmente decidí gastar un pastón en una clínica privada. La Dra. me hace una revisión ginecológica súper extensa (y dolorosa) y todo está bien, pero ella cree que mi dolor es un nódulo de endometriosis.  Salí con una carta para mi médico de familia pidiendo dos cosas: una ecografía de las partes blandas y un TAC.

El día de la ecografía de las partes blandas efectivamente consiguen algo, pero no consiguen identificar qué es, así que me mandan derecho a hacerme la Tomografía en la pelvis.

El día de la TAC fue el martes. Después de tomarme mi contraste dos médicos me realizaron el examen.  No lograban muy bien ver qué era,  así que tuvieron que hacer varias cosas. Al final me llamaron para preguntarme qué síntomas tenía, si me había hecho análisis de sangre, etc..

Yo comencé a ponerme nerviosa y les pregunté que qué pensaban que era, a lo que respondieron esquivamente que no era endometriosis,  que les parecía un ganglio, pero que  iban a estudiar todo mejor.

Llego a casa tranquila porque era "solo un ganglio", y de repente me doy cuenta de que no tengo  idea de lo que eso significa, abro mi ordenador y busco en google:"tac ganglio ingle".. la primera página fue suficiente para que entrara en pánico.

Hacía tiempo que no sentía tanto miedo, exactamente hace dos años y un mes que no sentía un miedo así tan visceral.

Ya sé que lo que puedes leer en Internet puede ser malo para la salud, que te hace pensar cosas que no son, lo descubrí cuando tenía los miomas y cuando Mími nació, pero lo que me afecto más fue ligar eso que leía a la actitud de los médicos de la tomografía y las preguntas que me hicieron.

Los resultados me los entregaban el viernes por la tarde. Los días pasaron lentos, no fui capaz de hacer casi nada, solo mantener a mis chicos con la barriga llena y responder sí o no cuando me preguntaban algo.

El viernes llegó y cuando más se acercaban las 3 de la tarde (hora de la entrega) más nerviosa me ponía, tanto que al final fue mi marido quien salió a recogerlos, mientras yo me quedé en la cama acurrucada con Mími.

El resultado, unos nódulos que salen de la pared vesical hasta el ombligo, que corresponden según los médicos que lo observaron a un "Uraco persistente".

Salté a Internet a buscar que coño es esto, y aquí lo que conseguí, que no se los explico mejor porque de verdad yo no creo que sea eso lo que tengo.  Corrí dos calles arriba para ver si tenía suerte y aun podía encontrarme con mi médico de familia. Afortunadamente lo encontré, y  luego de revisar todo y conversar un rato conmigo, me calmó diciéndome que no era nada serio, pero que hay que operar para quitar esos nódulos, aunque el tampoco descarta que mas bien sea lo que la Dra y yo pensamos: endometriosis.

El susto pasó. Luego vino llorar, abrazar a mis chicos. Sentir que le quitaron el botón de pausa a mi vida y que hoy vuelve a comenzar.

Tener que ser operada del fulano Uraco es una lata, tener endometriosis es peor, duele mucho, puede afectar demasiado tu calidad de vida, pero perder la vida, luchar contra algo maligno, es lo único que de verdad me llena de terror.

En estos cuatro días de espera pensé tanto. Pensaba en lo mucho que quiero seguir siendo madre, esposa, hija, hermana.. y en que no quería perderme tampoco de un día ser tía y abuela.

Pensé en mi familia, mis amigos, y esta vez a diferencia de los sustos pasados, debo decir que además pensé en ustedes, en quienes me leen y me acompañan en la vida, se han convertido en una parte muy importante de mi, por eso hoy, que este blog llega a los dos añitos, quiero decirles GRACIAS! y que me alegra haber creado este espacio que me ha dado la oportunidad de conocerles.

Ahora solo quiero que por una buena vez mi salud y la de mi familia esté perfecta, quiero dejar de ver médicos todo el tiempo, de necesitar exámenes, agujas, alcohol, esperas, después de 4 años de médicos e ingresos creo que ya basta.











jueves, 29 de noviembre de 2012

Los juguetes elegidos este año


Este año compraremos los juguetes en amazon de nuevo, es mucho lo que nos ahorramos, ahora con la ventaja de que finalmente el amazon español está más variado porque al año pasado aun preferíamos el inglés. Como bono extra no tenemos que ir a ningún centro comercial lleno de gente, nos ahorramos filas y cargar con cajas en el metro. 

Hemos decidido que nada de juguetes plásticos,  ya que hemos confirmado que se rompen, son feos y además para nadie es un secreto que el plástico está lleno de químicos y tóxicos. Por lo que hay que ser muy cuidadosos a la hora de comprar cosas plásticas para los niños. Aquí pueden leer sobre pautas de seguridad a la hora de elegir juguetes.

Por supuesto no todos los juguetes plásticos son malos, pero es importante investigar un poco antes. En Estados Unidos por ejemplo publican anualmente listas de juguetes peligrosos,  este año he leído que uno de los que está en la mira es una guitarra rosada horrorosa de Dora The Explorer. 

Cuidado con los juguetes de madera antiguos también, la pintura puede contener plomo.

Aquí les dejo un artículo sobre juguetes peligrosos en el mercado americano que de verdad da miedo, y aquí una guía para comprar juguetes de plástico de la cual extraigo lo siguiente:


"Shopping Tips
  • Si tiene duda, huélalo. Suavizadores tóxicos en plásticos pueden dar un olor a nuevo.
  • Fragancias y perfumers fuertes utilizados para dar olor a las muñecas pueden provocar alergias o reacciones alérgicas.
  • Visite www.veganpeace.com para un listado de algunas compañías de juguete que proveen juguetes fabricados por medios humanitarios.
  • Busque juguetes duraderos que puedan pasar de una generación a otra.
  • Busque juguetes empacados de manera minimalista."
Para ideas, les comparto desde el amazon español las opciones que hemos elegido los papás, tía y abuelos para Miranda este año. Hacemos la lista con anticipación, la estudiamos y vamos descartando cosas. Compramos los regalos de navidad y de cumpleaños al mismo tiempo (papis y familiares a distancia), ya que los envíos para estas fechas son lentos y me da temor que no lleguen el 5 de enero si lo compramos en mitad de las fiestas. 


Estos juguetes me parecen los más apropiados según las habilidades que está desarrollando en estos momentos. Ama enroscar cosas, golpear, martillar y apilar. 

Las pinturas de crayola están a buen precio, yo aquí cerca de casa pago 4 euros por cada tubo que trae mucho menos que estos. 

La cocinita que ha elegido su tía desde Venezuela ha sido aprobada por la madre porque además de linda es pequeña, compacta, se puede recoger y no ocupa mucho espacio. Es un poco cara, pero parece de muy buena calidad y espero que sea resistente. 

Los timbres (o sellos) de animales sé que serán un hit! y las frutas de cortar de madera también. Los peces magnéticos me parecen una buena opción para además de la motricidad fina, ejercitarle la paciencia.. 

Los libros son de dos de sus personajes favoritos, y no tengo ni que pensarlo  mucho, sé que no serán dinero mal invertido, todos los días aprovecha muy bien sus libros. 

Las bicicletas sin pedales muchos no las conocen, si es el caso les invito a que investiguen sobre ellas, yo  las conocí hace años en Inglaterra y me pareció increíble como niños tan pequeños aprendían a llevarlas con perfecto equilibrio, haciéndoles la transición a las bicicletas de pedal sin ruedas auxiliares mucho más fácil.

Si quieren verlas en acción vean este video y derrítanse un poco. 

Aquí en Portugal apenas están comenzando a hacerse conocidas, y las que se consiguen son grandes, pesadas y caras. Esta que coloco en la lista (que es adorable)  es adecuada para niños más cerca de los 2 años y medio/ 3 años, o más altos que 90 cm, la de Mími será otra que es la más pequeña del  mercado, y de la cual  aun estoy buscando la opción más económica de envío, porque viene desde Alemania. 

Si tienen experiencia con algún juguete que sus hijos amen con locura no duden en contármelo! todavía quedan un par de días para hacer la compra definitiva :) 







miércoles, 28 de noviembre de 2012

Las respuestas


La semana pasada publiqué una entrada compartiendo la idea de una de las mamis que me lee, de realizarme una mini entrevista con preguntas que ustedes quisieran hacerme, y aprovecho que Miranda duerme plácidamente a mi lado, para por lo menos comenzar a contestar.

P.- Hace tiempo contaste en un post que Miranda dormía la siesta sobre tu pecho mientras tú navegabas por Internet. ¿Ahora sigue siendo así?


R.- Aww qué ternura recordar esos momentos que apenas han pasado y ya parecen tan lejanos. Ya no duerme en mi pecho (solo cuando va en la manduca)  ahora en la hora de la siesta me siento a su lado y le canto, cuando ya se está durmiendo busca su espacio en la almohada y listo. Reconoce perfectamente las diferencias entre "la siesta" y la "hora de dormir"  porque por la noche se pone más cariñosa, pide libros, reparte besos y quiere que le de la mano hasta dormirse.

Lo que si no ha cambiado es que aun le canto, y ahora cuando me quedo callada a su lado alza la mano y la mueve en el aire como recordándome lo que tengo que hacer. Me hace mucha gracia.

Algo que nos tiene ya cansaditos es que sigue pidiendo mucha leche todo el día y la noche, y me preocupan mucho sus dientes, porque quiere quedarse mucho rato con el bibe en la boca, y llora si se lo quito en la madrugada... ¿algún consejo? 

P.-Miranda está empezando a hablar. ¿Dice algo en portugués? ¿O no tiene exposición alguna a este idioma?



R.-Aun no dice nada en portugués (por lo menos que sepamos) y la exposición que tiene a este idioma yo diría que es moderada. Aun no va a la escuela así que el contacto en mayor parte viene de las personas en la calle, algunos amigos y familiares que nos visitan de vez en cuando .


Sus amigos del parque hablan portugués, inglés, español y catalán, y como podrán imaginar ellos se entienden perfectamente sin palabras, solo basta llevar a tu mamá a resolver las cosas si el mal entendido se pone muy grande ;)


P.-¿Cuánto tiempo al día le dedicas al blog?



R.-Dedico más tiempo a leer los blogs que sigo que a escribir en el mío. Calculo que mas o menos unas dos o tres horas semanales, tomando en cuenta que escribo en promedio dos entradas por semana. Lo que más me lleva tiempo es colocar las marcas de agua en las fotos jaja, aun no consigo una manera eficiente de hacerlo. 

P.-¿Puedes contarnos algo más sobre vuestra lactancia? Al principio tenías mucha leche, ¿no?, pero luego... ¿Qué pasó y qué sientes al respecto?


R.- Al principio tenía tanta leche que no me querían dar el alta hasta ver que efectivamente comenzaba a usar la bomba extractora. Conseguí extraer cantidades decentes el primer mes, pero Miranda no pudo recibir nada en su estómago hasta alrededor de su tercera semana de vida, porque como sus intestinos eran muy inmaduros había que ir con mucha precaución. 

Cerca de los dos meses le paralizaron de nuevo la alimentación un par de semanas por la infección en los intestinos. 

Luego comenzó a bajar la cantidad y yo sentí que la información disponible a mi alrededor era poca. Pedí ayuda en el hospital y no fue mucha la que recibí. En esa altura estaba tan nerviosa que evitaba sentarme en el ordenador por la tentación de leer cosas sobre los grandes prematuros, sin embargo le escribí a una chica de La Liga de la Leche  que fue muy amable y que me dijo que lo que estaba haciendo era lo correcto. 

Sin embargo, después del segundo mes apenas me conseguía extraer algo, y sabía que una de las cosas que debía hacer era aumentar las veces que usaba la bomba, pero eso significaba estar menos tiempo con Miranda y dormir menos, y no fui capaz de ninguna de las dos. 

Al final ya tuve que parar porque nada salía, y estaba muy triste. Recuerdo estar en el pasillo de la UCIN a punto de llorar y la doctora de Miranda se me acercó y me preguntó: ¿Estás muy cansada ya no? y yo le respondí que no! que cómo  iba a estar cansada yo si la que estaba luchando era Mími! que estaba triste por lo de la leche.. y me comentó que era normal, que los nervios por todo lo que estaba pasando no ayudaban, que no me preocupara más por eso.

Así que ahí quedó. Yo pienso que si hubiese tenido el apoyo de alguien capacitado en la unidad  otra sería la historia, pero muchas veces las respuestas que escuche fueron "no te preocupes que igual no va a dejar de comer" "no te preocupes que con la de vaca va a engordar y crecer más rápido" y no entendían muy bien por qué yo no quería darle leche de vaca...

P.-¿Puedes contarnos algo más sobre tus miomas? ¿Cuándo empezaron? ¿Se sabe la causa? ¿Te daban problemas antes del embarazo?


R.- Mis miomas los descubrieron cuando tenía 24 años. Siempre tuve períodos muy dolorosos y abundantes pero ningún médico lo valoró seriamente. Un día ya desesperada fui a una ginecóloga y le comenté que además de todos esos síntomas, yo podía sentir como unos bultos en el vientre, ella me palpó  la zona y me dijo: ¿Estás segura de que no estás embarazada? yo estaba segurísima. 

Así que me llevó a hacer una ecografía enseguida y se sorprendió mucho con lo que vio. Ese día fue muy duro para mi, no podía parar de llorar. 

Me recomendaron que me embarazara lo más pronto posible, y que una operación para removerlos sería muy riesgosa, porque eran tantos que probablemente terminaría en hemorragia e histerectomía, como finalmente sucedió el día que nació Mími. 

Un año después del diagnóstico perdí mi primer embarazo a las 10 semanas. Los médicos ingleses que me trataron opinaron que no fue a causa de los miomas, jamás lo sabré. 

Pasó otro año y nos mudamos a Lisboa. Los médicos aquí no me daban nada de esperanzas, incluso hablaron de quitarme el útero justo un mes antes de embarazarme. 

Cuando logré salir embarazada nadie pensaba que el bebé lo iba a lograr. Eran demasiados miomas ocupaban mucho espacio y mi embarazo lucía como de tres meses más de lo que realmente era. Además me daban unos dolores tremendos. Yo siempre digo que si hubiese tenido un parto natural el dolor me hubiese parecido soportable. De verdad los dolores fueron muy fuertes.. 

Las causas de los miomas no están establecidas, algunos médicos con una visión más holística  los relacionan con niveles elevados de estrógenos (yo también lo creo) y la herencia juega un papel importante, y en ese aspecto yo llevaba las de perder. Mi madre perdió el útero en una cesárea a la misma edad que yo, cuando tuvo a mi hermana menor. 


P.-¿Cómo te sientes con el hecho de que te han quitado el útero?



R.- La gente se siente incómoda cuando les digo que me lo han quitado, y ya muchas veces hasta se han disculpado por preguntarme cuando tendré otro bebé etc.. pero la verdad yo no me siento mal al respecto ni nada por el estilo.


Me hubiese encantado tener un útero sano, y al que tuve no le guardo ningún sentimiento negativo, me dio como pudo lo más valioso: Vida, a pesar de tantos miomas que me molestaron tanto y me hicieron la vida tan complicada por largo tiempo, aunque también me hicieron más consciente de mi cuerpo y de cómo cuidarme.

Pero bueno, no pudo ser,  y creo que he aceptado muy bien el hecho de que no podré tener más hijos, o por lo menos no nacidos de mi. Ya me siento bastante afortunada de haber conseguido tener a mi niña contra todo pronóstico.

Ahora he dejado de tener esos períodos espantosos de 8 días cuyos dos primeros  me mantenían en cama todos los meses,  no lo extraño en absoluto. Ya no tengo anemia y mi humor está mejor,

También ayuda el hecho de que he podido conservar mis ovarios, y mis procesos hormonales están iguales, es decir, no tuve una menopausia temprana, eso hubiese hecho todo más difícil.

P.-¿Cómo haces tantas cosas con una niña toddler?


R.- Creo que todo es una cuestión de costumbre. Antes de que Mími naciera ya yo era bastante inquieta, llegaba del trabajo a ordenar la casa, cocinar algo especial, ir a algún sitio, hacer una manualidad, cualquier cosa. 

Luego Mími llegó y sus primeros tres meses en casa contadas las veces atravesé la puerta, un par de veces a la farmacia y a las citas con los médicos. Y como Mími sufría de reflujo severo yo pasaba la mayor parte del día y de la noche con ella en posición vertical en el hombro. 

Apenas se le pasó el reflujo y comenzó a jugar más (aprox 8 meses) como que todas las ganas de hacer cosas que tenía reprimidas de esos meses explotaron! y desde entonces no puedo parar de cocinar postres, coser, hacer actividades con Mími.. 

Pienso que una clave importante para poder hacer cosas mientras estamos con los niños,  es involucrarles, porque si los dejamos en una cunita solos mientras hacemos las cosas por supuesto que se van a fastidiar. Tenerles cerca, dejarles que vean, que toquen y escuchen. 

Hace un año era más difícil porque Mími quería más brazos todo el tiempo, y yo dejaba esas actividades para el final del día o los fines de semana, que es cuando su padre me ayuda más, ahora es mucho más independiente, y nuestra casa es un espacio seguro sin cosas que partir o que sean un riesgo para ella, por lo que  anda por todos los rincones jugando con sus cosas, mientras yo estoy en las mías. 

Por ejemplo, si estoy en la cocina le dejo pintar en su mesa o en el suelo con tizas, le presto algunas ollas o cajas vacías. Si voy a coser le doy una bolsa con retazos, si voy a barrer le doy su mini escoba y le pido que me ayude. 

No siempre es todo color de rosa claro, hay días en los que no está de humor  y yo tengo que aceptar que lo mejor es parar de hacer cualquier cosa y sentarme con ella a jugar y hacerle compañía, y muchas veces también me pide que le encienda la tele, que es como un pequeño demonio para nosotros y que todo el tiempo buscamos las maneras de sustituirla. 

Ah! otra cosa es que he elegido simplificar mi vida en muchos aspectos. No uso parte de mi tiempo para cosas como arreglarme el cabello, las uñas o maquillarme, no son importantes para mi, soy bastante "plain" por llamarlo de alguna forma. No plancho la ropa jamás, solo veo tele antes de dormir, y antes de salir a la calle me basta con 5 minutos para estar lista. Eso me regala bastantes minutos libres para hacer otras cosas.

-- Fin --

Esas son mis respuestas mamás, gracias por compartir  las experiencias y por el feedback tan necesario 

Si alguna quiere saber algo  más no duden en dejar su comentario.   :)  

viernes, 23 de noviembre de 2012

Ayudemos a cambiar la vida de 10 personas


Antes yo hacía lo mismo que la mayoría de las personas cuando ven casos y situaciones difíciles, me lamentaba y decía "ojalá pudiera hacer algo" o "..si tuviera dinero para ayudar..".. entre otras cosas parecidas. 

Hoy he aprendido que nuestros aportes o actos no deben ser gigantes, que a veces con una sonrisa o 1 euro podemos ayudar más de lo que nos imaginamos.

Mi marido, desde su proyecto Cosas Imposibles ha planteado una idea maravillosa que quiero compartir con ustedes: 

"La idea es simple y poderosa. Quiero que me ayudes a recaudar suficiente dinero para dar acceso a agua limpia a 10 personas en Etiopía antes de que se termine el año. Esto se logra con sólo 1.000$  y quiero recaudarlos antes del 31/12"

Las opciones para colaborar son dos:

1. Donando la cantidad de dinero que deseen desde este enlace
2.Comprando el siguiente poster desde España (Europa) o desde Estados Unidos (para USA y Latino américa)



Desde cosas imposibles les copio las razones para colaborar: 

  1. Muere más gente por falta de agua potable que por guerras en todo el mundo
  2. 90% de las muertes por diarrea (a causa de agua no potable) son niños menores de 5 años
  3. La diarrea es la primera causa de muerte de niños en el África Subsahariana (2da en el mundo)
  4. Mujeres y niñas son las encargadas de ir a buscar agua a sitios insospechados (con el peligro que esto representa)
  5. Los beneficiados pueden iniciar pequeños proyectos (huertos, etc.) para consumo propio
  6. Cada dólar invertido en agua se convierte en 4-12$ para la comunidad
  7. Incrementa el atendimiendo a clases (las niñas y los niños dejar de ir a clases para buscar agua)
Yo no puedo imaginarme cómo es no tener agua limpia, me parece una de las situaciones más duras en las que se puede vivir, sobretodo cuando hay niños pequeños. 

Así que está en nuestras manos ayudar, no está solo en las de los gobiernos, millonarios o artistas, nosotros también tenemos el poder de cambiar vidas.

Para acceder a la información completa y donar, diríjanse a la página cosas imposibles


miércoles, 21 de noviembre de 2012

¿Preguntas?

author/illustrator Matthew Cordell

La semana pasada, una lectora de mi blog me comentó que si no me importaría contestarle algunas preguntas que se le habían ocurrido durante el tiempo que lleva leyéndome, como por ejemplo si aun duermo la siesta con Miranda en el pecho.

Me sugirió además que quienes me leen me hicieran una especie de entrevista con cosas que quisieran preguntarme. 

A decir verdad al principio me pareció un poco raro, es que siento que este blog es como mi diario, y que muy pocas cosas no les he contado. Sin embargo, es verdad que muchas veces he escrito "luego les cuento", "ya veremos cómo nos va", etc.. así que al final aquí estoy, me he decidido a contestar a sus preguntas si algo en particular les gustaría que compartiese. 

Pueden dejar sus preguntas en los comentarios o mandarlas a mi correo electrónico desde aquí 

Por ahora tengo dos preguntas pendientes: 


-Hace tiempo contaste en un post que Miranda dormía la siesta sobre tu pecho mientras tú navegabas por Internet. ¿Ahora sigue siendo así?

- Miranda está empezando a hablar. ¿Dice algo en portugués? ¿O no tiene exposición alguna a este idioma?

Publico las respuesta la próxima semana :)

Gracias Tulipanes! 




martes, 20 de noviembre de 2012

Mími y la armónica

Ayer se me ocurrió entrar en unos chinos con Miranda, por supuesto no salí ilesa. Quería todas las pelotas que veía, caminaba por los pasillos con las manos llenas sosteniendo varias de todos los colores y tamaños.

Al final pude negociar con ella, intercambiando las pelotas por una cajita que dentro tenía una armónica.

No me esperaba el éxito que iba a tener, y lo natural que fue su reacción al tenerla en sus manos por primera vez.

Aquí su primer concierto:






sábado, 17 de noviembre de 2012

Mi pequeña pequeñísima



Ya hace casi dos años que Miranda vino al mundo. El tiempo ha pasado rápido, todos lo sabemos, y lo esperábamos, ya todo el mundo te lo dice cuando te conviertes en padre. 

Hoy es el Día internacional del Prematuro y quiero aprovechar para dejar salir algunos sentimientos que han venido a mi cabeza y corazón en los últimos meses.

Todo el mundo me felicita porque fui muy valiente cuando mi hija nació, y hoy quiero contarles un poco de lo que pasaba por mi mente en ese momento y lo que sigue pasando ahora.

Cuando vi a Miranda por primera vez, ni sabía qué hacer. Todo es tan brusco, tan rudo, que cuesta asimilar que esa cosa tan pequeñita y llena de tubos haya sido lo mismo que te pateaba desde adentro el día anterior, hasta que de repente ves como mueve su piernita diminuta en un movimiento brusco y descontrolado y reconoces esa patada, casi puedes sentirla dentro de ti.

Cuando un prematuro nace, no hay pecho de mamá, no hay teta, ni felicitaciones, nada. Solo incertidumbre y miedo. 

No me sentí madre instantáneamente, ese sentimiento llegó poco a poco, al alegrarme por verla lograr cosas como ensuciar un pañal sin necesidad de intervención médica, al verla abrir los ojos poco a poco, al verla llorar (sin ruido, por los tubos) porque le pinchaban una vena una y otra vez para sacar una muestra de sangre a gotas.. ahí comenzó a despertarse ese amor inmenso y protector en mi. 

Recuerdo la primera noche que pasé en casa, luego de mi alta. Mi marido y yo buscamos apoyo el uno en el otro, y  acordamos que teníamos que estar tranquilos y conscientes de que cualquier cosa podía pasar, que teníamos que estar preparados. 

Pero la verdad es que cada hora nos enamorábamos más, cada minuto esa diminuta increíble -que aun ni se parecía a ninguno de los dos- nos hacía más felices, a pesar de la situación en la que estábamos. Ya nada era igual, ya todo lo demás había perdido sentido. Una semana pasó y ya no había otra realidad que aceptáramos que no fuera a su lado, no dimos opción, ella iba a estar bien, no podía ser de otra forma. 

Y ahora lo pienso, y no entiendo cómo llegamos a ese punto, tal vez porque confiamos demasiado en ella, porque somos unos optimistas, no lo sé. Lo cierto es que las enfermeras se quedaban mudas cuando yo les decía que al salir del hospital iba a pasar a comprar una manta o una ropita para cuando Miranda se fuera a casa, porque para ellas mi hija era un caso muy grave en unos cuidados intensivos, pero para mi ella solo estaba "madurándose" un poco más para ir a casa. 

Tuvimos mucha suerte, mucha, aunque no sé si es una cuestión de suerte, no quiero quitarle méritos a mi luchadora. Mími no tuvo muchas complicaciones (aunque nacer con 25 semanas ya es suficiente) la más graves fueron la pequeña hemorragia en la cabeza (en lo cual trataba de no pensar en el momento) y la infección en los intestinos. Y no sé si fue porque coincidió con el comienzo del contacto piel con piel con nosotros, pero mejoró rápido, luchó como una leona y superó la infección, y hasta se sacó el tubo del respirador que habían vuelto a ponerle luego de haberlo superado. Miranda dijo: ¡Para atrás nada! ¡Solo para adelante como el elefante!

¿Cómo no sentarse a su lado a darle la mano? pasé todas las mañanas de esos largos tres meses sentada a su lado, cuidando su sueño, mirando números y líneas en los monitores, asustándome con alarmas y palabras en aquel entonces raras. Desayunando cualquier cosa en el autobús, desesperada por llegar. Durmiéndome rápido y cansada, con la ilusión de que al día siguiente las cosas estarían mejor y Mími estaría "más grande". 

Como cambiaron las cosas cuando llegó el momento de tenerla en brazos, de olerla y sentir su calor. Cuando por fin podía calmarla, sacarla de su caja de cristal y acunarla. Podía pasar todo el tiempo que quisiese a su lado. Se me parte el corazón cuando veo que en algunos hospitales los padres sean tratados como visitas y se les restringen los horarios, esto no tiene sentido.. porque sí, cuando no estamos a su lado estamos enviando nuestras energías a cada instante, pero señores, para nadie es un secreto que el contacto es vital. Pude ver como a mi hija le bajaban el oxígeno a pocos minutos de yo haber llegado, porque  respiraba mejor. 

Miranda vino a casa, lo logró. Ya han pasado casi dos años del comienzo de esta historia y las cicatrices están ahí, las de Miranda cerradas, pequeños puntos por todo su cuerpo que dejaron los cables y agujas, que un día le salvaron la vida, pero que también le hicieron llorar y que sin duda le habrán dejado alguna marca que intentamos sanar con amor cada día, pero las mías, invisibles,  aun no se cierran. 

Y no, no vivo con traumas o fantasmas, soy feliz. Pero es ahora cuando a veces no puedo evitar llorar al recordar cuando le sacaban sangre de las venas diminutas, o cuando la torturaban haciéndole una vía desde la pierna hasta el corazón. Es ahora cuando lloro al pensar que pudimos haberla perdido, de lo difícil que sería para mi pequeña pasar horas sola, con cables por todo el cuerpo y tubos en la boca y la nariz, sin el calor y los ruidos de mamá.

Ahora que el peligro pasó no puedo evitar pensar en lo diferente que pudo ser la historia.

Un recién nacido ya es algo tan delicado. Un gran prematuro tiene la piel aun transparente, súper frágil, solo imaginen que tengan que pegarle tubos a la cara y el cuerpo con una cinta adhesiva, con sus respectivos cambios de lugar y la necesidad de renovarlas cada par de días, con depilación involuntaria incluida, lo que les produce dolor, llantos y estrés. 

Este es el comienzo de la vida para los prematuros. Es duro, muy duro, por eso hoy los adoro, los miro con amor infinito, porque sus ganas de vivir son enormes, porque un día casi no les cupo la fuerza en sus cuerpos de un kilo o menos. Miranda llegó a pesar 550 gramos en su primera semana de vida. 

Por eso hoy mi hija tiene mi admiración total. Su cara seria y determinada mientras juega. No hay nada que ella no intente, pasa el día probando sus límites, no importa lo que tenga que vencer. Y sí, me quiere a su lado, busca mi apoyo y mi mano siempre, tal vez más de lo común, y lo que más deseo ahora es que pueda encontrarla siempre que quiera, hasta que esté lista.

--

Este año, al igual que el pasado, quiero recordar a los pequeños que ya no están, este año en mi memoria hay uno más. Estoy segura de que a pesar del dolor, la vida de quienes los amaron cambió, y que ahora los recuerdan con amor eterno y valorarán cada día que pudieron estar a su lado. 

A mis prematuras favoritas, Miranda (cómo no) Ada, Leyre, Xana, Ariadna.. qué grandes son! hoy mis pensamientos son para ustedes, gracias mil y una vez más por quedarse, por luchar y por hacernos tan felices. 

Mi pequeña que un día fue pequeñísima, mi maravillosa Miranda: te amo. GRACIAS! 










martes, 13 de noviembre de 2012

La habitación de Miranda


Hace tiempo tenía pendiente este post, tanto que ya la habitación no es la misma de cuando se me ocurrió.

En nuestra primera casita lisboeta, compartimos la única habitación del piso, y estábamos cómodos y felices hasta que llegaron el cochecito de Mími y la silla de comer a ocupar todo el poco espacio libre. Tuvimos que comenzar a pensar también en que tarde o temprano la chiqui iba a necesitar espacio para gatear y aprender a caminar, así que cuando ella tenía 6 meses de vida (3 de edad corregida) comenzamos a buscar casa nueva. 

Encontramos la actual, que está en el mismo barrio, y que me conquistó porque la que sería la habitación de Mími estaba comunicada con la nuestra por una puerta, tan cerquita que desde mi cama veía su cuna. Nos quedamos con el piso. 

Pintamos la habitación de Mími de un azul tan claro que por la mañana parece blanco, de tanta  luz que entra por la ventana. Colocamos su cuna, su cambiador, una silla donde nos sentábamos a darle el bibe y luego un ropero y una cómoda. Simple y minimalista, como nos gusta ( luego con la llegada de los juguetes lo despejado no duró mucho)


Me hubiese gustado amoblar su cuarto con muebles que no fueran de la eterna cadena sueca, incluso con muebles restaurados, pero no había tiempo para búsquedas cuando ella nació. Además, confieso que siempre termino decepcionada de las tiendas tradicionales y de sus modelos horrorosos y caros, y los muebles alternativos que realmente me gustan cuestan miles de euros...

Contadas veces durmió Miranda en esta habitación cuando nos mudamos. Algunas siestas y algunas mitades de noche. Y pasó mucho tiempo hasta que me dije a mi misma que era tonto tener esa cuna sin usar ocupando un espacio que podría ser mejor aprovechado. Así que un día la vendí y ya. Y el cambiador le dio paso a un estante para los juguetes. 

Ahora finalmente la habitación de Mími es totalmente aprovechada y disfrutada, por ella y por nosotros. Es más una sala de juegos, y el espacio donde están todas sus cosas, porque aun duerme con nosotros. 

Tiene un colchón en un rincón, donde nos sentamos a ver libros o me siento yo a hacer cosas en el ordenador mientras ella juega a mi lado. 




Los libros y los juguetes están a su alcance. Su primer dibujo está enmarcado con una goma y sin vidrio, para que no haya peligro si lo tira al suelo, y la pintura de la muñequita se la hizo una de sus primitas portuguesas. El elefante normalmente va en la terraza cuidando las plantas, pero le hemos dado asilo dentro de casa durante el invierno. 


             


Los juguetes se mantienen más ordenados desde que metí los cestos de los animales al estante, antes estaban en el suelo y yo estaba harta de recogerlos por todas partes.

La silla es uno de sus "juguetes" de escalada favorito desde que sabe ponerse en pie, muchas veces la he encontrado sentada con libro en mano de lo más concentrada.. 


Otra cosa que está a su alcance son un par de ganchos y un perchero para colgar ropa o juguetes. Cuando llegamos de la calle le animamos a que ella misma lleve su abrigo a colgar. 

Sobre la cómoda le he hecho un corcho con mucho cariño, usando retazos de un papel de envolver le recorté banderines y figuritas que luego pegué a las tachuelas. Puse fotos de los tres porque eran las únicas que tenía impresas, aunque la idea es colocar fotos de sus abuelos y sus tías.



  

El móvil que antes estaba sobre el cambiador ahora está sobre la cómoda, nos gusta mucho y no hemos querido deshacernos de el. 


Los peluches eran "un problema" porque ocupaban mucho espacio y siempre estaban tirados por todas partes, así que los puse a todos juntos en este cesto, con malla para que puedan respirar ;) Ahora es un juego divertido voltear el contenido peludo sobre el suelo para jugar un rato y luego volver a ponerlos dentro. 


La lámpara la compré en el mercadillo que hacen al lado de casa, (de donde han salido muchos de los juguetes de Mími)  la pinté de blanco y listo. Y esta es la vista desde mi cama:



El día que hice las fotos de la habitación ha sido el primero y el único en el que Mími ha dormido en el nuevo rincón .. se veía tan cómoda. Me parece buena idea colocar el colchón en el suelo para hacer la transición cuna-cama, sobretodo si aun son pequeños, a mi me deja más relajada. Ya pronto compraremos una camita pequeña para animarla a hacer las siestas allí, y quien sabe, tal vez le guste tanto que comience a dormir en ella. 


Lo único que cambiaría en su habitación son los juguetes de plástico por juguetes de madera, pero son una tentación en el mercadillo del barrio, he comprado cosas fantásticas por un euro y al final lo importante es que Mími juega con ellas. 

Así que creo que el objetivo se ha cumplido. En una habitación pequeñita, tipo pasillo, tenemos un espacio cómodo y funcional que Miranda siente de ella, le gusta, y lo  mejor es que puede usarlo, tiene acceso a sus cosas y es seguro.

¡Mi espacio favorito de la casa!

domingo, 11 de noviembre de 2012

São Martinho


Hoy es día de San Martín. (Magusto) 

Por primera vez celebramos esta ocasión, ya que no la conocíamos. 

Aquí en Portugal la gente se reune, comen castañas, se toma vino y otras bebidas, y normalmente hace un día con buen clima, pero hoy no hemos tenido esa suerte. A pesar del sol hermoso que brillaba, bajó la temperatura considerablemente, tanto que Mími llevó abrigo y gorro por primera vez en este invierno. 

Junto a los amigos del parque, hemos hecho un pequeño recorrido por el barrio con linternas de papel que me encantó, y a los niños también, incluso Miranda que es tan apática a cosas en grupo quiso participar. De esta tradición les copio textual lo que he leído en wikipedia:

"La celebración principal tiene lugar después de oscurecer, cuando niños de diversas edades efectúan un recorrido de casa en casa portando linternas de papel. En algunos países (por ej. en los Países Bajos) los niños van de puerta en puerta, y a la puerta de cada casa interpretan una breve canción típica de la festividad (cuya letra varía según la región o la época), siendo recompensados por los habitantes de la vivienda con golosinas o frutas. Es muy probable que esta costumbre sea la antecesora de la tradición anglosajona de Halloween, aunque no hay fuentes que lo documenten. En otros países como Alemania, Austria o Suiza se hace el recorrido siguiendo a San Martín sentado a caballo, y al final del recorrido los niños reciben pan dulce con pasas, en algunas regiones también golosinas. A menudo hay representaciones de teatro que muestran a San Martín como soldado, dándole la mitad de su capa a un mendigo."

Nosotros tuvimos nuestro recorrido, luego una mini representación teatral y luego improvisamos un té con pastelito en casa con algunos de los papis y sus pequeños. Miranda estaba muy contenta de tener a sus amigos en casa.




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...